Contraloría dictaminará como municipios de Talcahuano y Concepción pueden prohibir y clausurar maquinas tragamonedas

Senador Alejandro Navarro junto a los alcaldes de Concepción y Talcahuano.

“Los alcaldes quieren cerrarlas; saben el flagelo que significan las máquinas tragamonedas ilegales, pero están atados de manos mientras Contraloría no dictamine como proceder frente al cierre de estos lugares y así evitar las acciones legales que han puesto estos empresarios en muchas comunas de Chile”, manifestó el senador Alejandro Navarro, tras acudir junto a los ediles de Concepción y Talcahuano a la Contraloría Regional del Biobío.

De acuerdo al parlamentario, “se calcula que habrían más de 500 mil máquinas tragamonedas de barrio en el país, y si bien la Corte Suprema indica que las autorizaciones deben ser con certificado de la Superintendencia de Casinos que indique que son de destreza y no de azar, hay un número elevado que no cumple dicho requisito”. 

“Por ello hemos pedido un pronunciamiento a Contraloría al respecto, pues cada vez que un alcalde se ha atrevido a clausurarlos, estos empresarios han interpuestos demandas y recursos, con grandes equipos jurídicos, que vale decir, ahora incorporan a los ex fiscales Gajardo y Norambuena, y les han ganado a los municipios, lo que tiene limitados a estos últimos”, recordó el senador progresista.  

Álvaro Ortiz, alcalde de Concepción, señaló que “cuando asumimos habían centenares de patentes de juegos, hoy no son más de 50 en la comuna, pues sabemos lo que provocan: ludopatía, venta de alcohol, en algunos casos micro tráfico de drogas, y la principal actividad económica de Concepción es el comercio establecido, entonces es muy difícil competir cuando se paga un arriendo de $1 millón y ellos ofrecen $4 millones, es competencia desleal”.

“Años atrás sacamos una ordenanza municipal, pero Contraloría señaló que nos habíamos excedido en nuestras atribuciones. Por eso hoy hemos llegado acá junto al senador y mi colega, ya que es un tema transversal a colores políticos. En el centro de Concepción estamos inundados de estos locales y queremos saber si podemos terminar con esas patentes, y al retirar las máquinas, que va a pasar con las mismas”, añadió Ortiz.

El alcalde de Talcahuano Henry Campos, indicó por su parte que, “esto se hizo patente con la situación en Puente Alto donde fallecieron 5 personas; todos estos locales que se instalan en los barrios afectan la seguridad, el entorno, el riesgo y la actividad comercial decente se ve afectada”.

“Estos casinos que se instalan en los barrios, no cumplen con la normativa legal vigente; parten pidiendo un permiso de videojuegos de entretención pero a todas luces, son de azar y no de destreza. Por ellos necesitamos la seguridad de que Contraloría dictamine como poder cerrarlos y que ocurre también con los minimarkets, carnicerías, etc. que tienen máquinas en su interior”, cerró.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *